Nadie se llama Wuilly

Como siempre, los ricos poniendo a otros a trabajar por ellos; esta vez poniéndolos a meter el pecho por sus causas, a defender sus privilegios, en primera linea, a tirar piedras y morteros y frascos llenos de mierda, a tragar gas lacrimógeno, a ser arrestados, a ser abandonados, olvidados, porque, sinceramente, ¿qué ricachón se va a preocupar por el destino cualquier pendejo que ya no les sirva, y menos si el pendejo se llama Kleiman, Yerdenson, o Yusbellys? 

Por ahí anda Wuilly, cuyo nombre recuerdan, por ahora, porque es el gringuísimo nombre Willy, pero mal escrito. Este Wuilly musicaliza el prefabricado show libertario, made in USA y se siente famoso: Todos ondean su nombre como bandera, y Wuilly se siente importante sin imaginar que para quienes lo usan, él no es más que un Wuilly, un Yonaiker y un Darwinson más trabajando para ellos, pero esta vez armado con un violín, en lugar de un mortero o una puputov.
Como Wuilly tiene un violín y estuvo en París con la orquesta, cree que el Wuilly no se le nota, pero esas cosas, en el este del Este, desde El Cafetal y esas populosas urbanizaciones clase media de medio palo, hasta las urbanizaciones con casotas de 7 habitaciones, 8 baños y jardines enormes con perros de raza de moda y piscina… esas cosas allá se notan ¡y mucho!
La verdad es que en el alto Este del este, nadie de llama Wuilly, como también es verdad que ninguna señora del este de Este quiere un yerno con ese nombre que tampoco aparece en la lista de nombres del príncipe azul de sus hijas. Nadie llamado Wuilly cabe en las exclusivas fiestas de Prados del Este, Altamira o La Castellana, a menos que vaya como mesonero, o en el mejor de los casos, como es el caso de Wuilly, que vaya como violinista para darle ambiente a la noche. Los Wuillys no tienen derecho de ser admitidos en los locales de Las Mercedes que se reservan el derecho de admisión. Allí caben los Alejandros, Mauricios, Federicos y Albertos y algunos con nombre gringos y pedrigree que lo respalde.
Los Wuillys de Venezuela hoy son “panas” de los sifrinos porque les sirven de bandera. Mientras Wuilly toca “valientemente” un reguetón libertario, alguna María Alejandra en es este, tirada en su sofá y escuchando a Ariana Grande, sube en su Instragram la imagen de ese chamo al que jamás le concedería un baile, y mucho menos si es “Despacito”.
 Wuilly no cae preso porque tocar violín no es un delito, como lanzar morteros, atacar bases militares, linchar y quemar vivos a otros, del mismo color de Wuilly, que “parecían chavistas”. Porque tocar violín no es delito, pudo Wuilly llegar sin problemas a Miraflores, “sin miedo” dijo él para ponerle sazón a su insípida gesta. Y menos mal que Wuilly no anda en cosas peores que musicalizar el delito que otros cometen, porque nadie saldría a decir, si lo agarraran, “liberen a Wuilly”, sin cagarse un poco de la risa pensando en una ballena.
Como nadie ha dicho liberen a los terroristas que agarraron esta semana en la Plaza Altamira, morenos, con la piel marcada por la mala vida, muchachos que nadie en Altamira conoce, que nadie el Altamira sentaría en su mesa, que nadie el Altamira casaría con sus hijas. Sus nombres, como el de Wuilly, de esos que nunca aparecen en las juntas directivas, digamos, de un banco.
Los Wuillys, los Yorban, las Yamileidys, librando esa pelea contra ellos mismos, se creen aceptados, y se imaginan llegando ya al epicentro de su sueño imposible. ¡Mira, mamá, lo estoy logrando!…
Y toca que toca el violín, Wuilly, soñando ese sueño torcido que lo aparta de su origen, sirve de mano de obra barata, desechable, en una lucha que no es suya, por unos privilegios que nunca tendrá. Y así, mientras musicaliza el preludio de una guerra que nos quieren imponer, Wuilly se convierte en instrumento ciego de su propia destrucción. 
Y digo todo esto porque lo sé, porque vengo de ahí, donde nadie se llama Wuilly.

Anuncios

9 comentarios on “Nadie se llama Wuilly”

  1. JOSEFINO dice:

    Me llama la atención ese violín negro a excepción del puente….hubiera esperado animación musical mas acorde con el terrorismo, mas estridente….no sé….heavy rock tal vez…..¿que toca….composiciones de Pablo Sarasate?

    • Ése debe ser uno de los violines que le enviaron, luego de que presuntamente un GNB le destruyó el de él. Gustavo Dudamel, Mark Antony, Mariano Rajoy, Enrique Peña Nieto y la misma GNB le repusieron el violín que le destruyó, presuntamente un GNB. Pero el de Mark Antony vino firmado por él. Imagino que es ese violín negro…!

  2. Dovi dice:

    Tristemente es así y no se dan cuenta…

  3. Ele dice:

    Bravo Carola cada vez mas aguda e insisiva.
    Aunque porque no ven la realidad, para mi realmente es un enigma

  4. Jesús Salvador. dice:

    muy acertada la frase “instrumento ciego de su propia destrucción.” como dijo Fidel escondieron la verdad en una maraña de mentiras y medias verdades para ponernos a pelear a su favor.
    no es facil pero hay que dar la batalla por la verdadera independencia.

  5. Muy claro y bien dicho. Con la problemática económica y los juegos políticos a veces olvidamos cual es el fondo de todo, el fin último de las luchas. Acá lo recordamos y sentimos.

  6. Mireya Piñeiro Ortigosa dice:

    Muuuuuuuuuy bueno…pero, pobrecillos, no lo saben…no vienen de donde tú ni se imaginan lo que es desprecio verdadero.

  7. JESUS dice:

    Mejor , imposible!!

    Estos muchachos, explotados de las guarimbas (algunos tristemente en un sentido muy literal), seguiran siendo Wuillys y solo servirán para eso… Que tristeza y que pena con esos chamos originarios de los otros puntos cardinales (esos que no son cheveres o high)
    Hasta cuando?? Como bien dijeron en un comentario hay que seguir dando la lucha y trayéndolos a tierra a ambos: A los del este que creen que tienen todo y no tienen nada (porque todo se lo deden al banco) y a los del oeste para que despabilen y dejen de ser los tontos útiles a intenciones tan perversas…

    ANECDOTA DEL DIA.

    Teniendo mi prima la necesidad de enviar una encomienda al extranjero y producto de la “desesperacion porque a DHL le cayó el SENIAT” fui con ella a buscar por donde hacer la diligencia. Efectivamente encontramos una agencia que si tiene el servicio, porque siempre hay otra empresa que “casualmente” le saca las patas del barro a las empresas “intervenidas” y en este caso a los usuarios.
    El muy diligente gerente ( y opositor a ultranza pero que vive de su negocio) de la tienda, nos explica la situación, efectúa sus medidas y calculo y arroja el precio, calculado en dolares y luego convertidos a bs pasado por la tasa cambiaria del today de hoy. Dicho esto y ajustando las cuentas procedemos a cancelar el envio.
    En ese interin, se acercan dos señoras, una joven con facciones tipicamente venezolanas (que significa que en Europa por ejemplo la llamarian sudaca, gitana y se cambiarian de acera) y otra mayor, de facciones un poco mas blancas, ayudada tambien por un elegante tinte (porque aunque la dictadura nos tiene pasando hambre, los tintes y las platinas no se tienen que afectar por eso, “primero muerta que sencilla” para citar a la misma señora de la que comento y que efectivamente venian de la peluquería, a las 9 am). El muchacho vuelve a explicar la situación con los envíos y acota: “y ni hablar de las importaciones, porque no está entrando nada de nada al pais, y lo que logra pasar las alcabalas del gobierno, llega todo estropeado”… Bueno esto fueron “palabras mágicas” para los oidos de las mencionadas señoras: – ¿Y ahora que hacemos? – ¿Y la comida de mis perros? ¡Pero no es posible! Esta bien que pasen hambres ellos (entiendase los chavistas) y que se conformen con su cajita o su bolsita, ¿pero mis perros? Por Dios!! (alzaba la voz y comenzaba a dar vueltas buscando apoyo en sus comentarios; apoyo que recibió del diligente gerente de la tienda) – ¡Por supuesto!! ¿¡Quien puede extrañar lo que nunca ha tenido!?, y pare usted de contar la cantidad de frases que espepitaban entre nuestras señoras y el gerente de la tienda, tan solo en 10 minutos, quizá menos tiempo.

    Y bueno señores, esta es otra dimensión de esa clase media de medio palo que nos trae Carola en este espectacular artículo.

    Y Carola disculpame el abuso, pero es que siento que debía comentarlo… Quede en shock!! y de paso estoy hablando de una zona que se llama clase media, pero que debe estar conformada por asalariados y pequeños comerciantes, o sea, ni siquiera son los dueños de grandes empresas o descendientes de los amos del valle… No me imagino (ni quiero saber) como será eso en otros niveles.

    De verdad Carola, no se como pudiste sobrevivir a ellos y te agradezco que sigas escribiendonos y describiendonos como son, para conocerlos mejor y poder inventarnos algo para curarlos de su encantamiento, porque al final de cuenta, les guste a ellos o no, son venezolanos y este país es para todos, con respeto, dignidad, igualdad y amor, inclusive ellos.


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s